Castejón augura un año sin crecimiento urbano y responsabiliza a la Comunidad

Los límites que fija el Consejo Jurídico coartan el progreso industrial de Escombreras y algunos desarrollos residenciales, según el Ayuntamiento

El dictamen del Consejo Jurídico Consultivo (CJC) de la Región de Murcia, que insta a hacer una evaluación ambiental de las normas transitorias y aconseja desechar aspectos esenciales de su contenido, cayó ayer como una bomba en el Ayuntamiento. La alcaldesa, Ana Belén Castejón, indicó, a través de un portavoz, que el desarrollo urbano del municipio se estancará durante un año, plazo estimado para completar el trámite ambiental y aprobar el nuevo texto. No solo eso; las restricciones del CJC limitarán la implantación de nuevos proyectos industriales en Escombreras y el avance de proyectos residenciales como el edificio de once plantas previsto en el patio del Colegio Adoratrices. Castejón responsabilizó de todo ello al Gobierno regional. «Ya advertí de que esto podría pasar», aseguró la primera edil. Ella y su equipo se sienten «engañados» por ese motivo.

La Comunidad Autónoma solicitó el informe del organismo autónomo como una garantía de legalidad del texto redactado por los técnicos municipales, el año pasado, y revisado por los de la Administración regional, en los últimos nueve meses. Quería aclarar si las dudas planteadas por varios supervisores de la Administración Regional hacían necesario adoptar nuevas cautelas para evitar recursos judiciales, como el que llevó al Tribunal Supremo a dejar al municipio sin el Plan General de Ordenación Urbana, aprobado en 2012 tras ocho años de redacción y tramitación.

La comisión formada por técnicos municipales y de la Comunidad será convocada, a petición de esta última, para analizar las consecuencias del dictamen del Consejo. La Administración regional cree necesario retomar los trabajos en el punto que aconseja el CJC y para ello «el Ayuntamiento, autor del documento inicial, tiene que proporcionar los datos necesarios, para que la Comunidad tramite uno nuevo», explicó la consejera de Transparencia y Portavoz, Noelia Arroyo.

«Nosotros tampoco vamos a arrojar la toalla, pero advertimos de las limitaciones que el Consejo Jurídico Consultivo insta a aplicar a las normas y que, de hecho, entierran las normas transitorias, tal y como fueron concebidas», añadió.

https://www.laverdad.es/murcia/cartagena/castejon-augura-crecimiento-20181116013817-ntvo.html